¿Arrugas? Combátelas Con Ejercicios Faciales

Como es normal, con el paso de los años las marcas en la cara se van notando aún más. Efecto gravedad o no, las arrugas pueden envejecer tu rostro más de 10 años, por eso si no te cuidas desde joven, más adelante sufrirás las consecuencias.

Existen tres tipos de arrugas que pueden aparecer en tu rostro:

  • Arrugas de expresión,
  • Arrugas gravitacionales
  • Arrugas de origen mixto

En esta sección combatiremos las de expresión, producidas por la pérdida de elasticidad y la capacidad regenerativa de la piel.

Si muchas veces confunden tus expresiones y la gente piensa que estás enojada, esta nota es para ti.

Paso uno. Levanta las cejas con expresión de sorpresa -lo máximo que puedas-, y después frunce el ceño en forma de enojo. Repite estos movimientos 5 veces. La idea es ir reforzando los músculos y acostumbrarlos a los gestos diarios, evitando la aparición de arrugas. Debes repetir estos ejercicios de tres a cuatro veces por semana. Crea un hábito.

Paso Dos. Frunce el ceño y arruga al máximo la nariz, con expresión de asco. Mantén ese gesto por diez segundos, y también repite cinco veces.

Paso Tres. En esta serie debes ocupar dos dedos. Presiona con ellos la zona de las cejas y empuja hacia arriba, como en forma de lifting. Mantén cinco segundos y repite diez veces. Al momento de usar los dedos, también debes levantar tus cejas; de esta manera afirmamos los músculos de la parte alta de ese sector.

Paso Cuatro. Sonríe exageradamente. Trata de estirar al máximo todas las facciones del rostro. Para la zona de la frente, sube las cejas lo más que puedas. Mantén este gesto por diez segundos y repite diez veces. Luego relaja tu rostro y después de unas semanas notarás que los músculos de tu cara comenzarán a tonificarse.

Otros consejos para evitar en envejecimiento prematuro de tu rostro son:

No fumes en exceso ni te expongas al son sin protección solar, desmaquilla tu cara suavemente antes de ir a dormir –la limpieza es necesaria con o sin maquillaje, recuerda que el smog también tiene efectos negativos en tu piel-. Masajea la zona de la frente y sienes los fines de semana, lo puedes hacer con aceites especiales para masajes, aceite de oliva o crema. Al momento de la exfoliación, mueve tus dedos en forma circular y presiona cuidadosamente la zona T –frente y nariz-, retira el exfoliante con agua tibia y termina con un chorro de agua helada.

Advertencia:

No esperes resultados inmediatos, para todos los tratamientos se necesita al menos de 4 semanas para ver los primeros efectos. Estos ejercicios deben realizarse antes de la pérdida de la elasticidad en la piel, y siempre es bueno alternar entre los ejercicios y una buena crema contra el envejecimiento.

Publicidad