Salud y belleza a través de la medicina china

En el libro “Mirando hacia el este” el Dr. Jingduan Yang destaca la importancia y funcionalidad de la medicina china, la cual a su concepción no se contrapone o enfrenta a la medicina científica, sino que proporciona una dimensión adicional a los conocimientos en salud, felicidad, enfermedades, nutrición y belleza.

Asegura que la medicina china es capaz de proporcionar tantos beneficios porque ofrece una visión única de lo que es la energía del cuerpo humano, realzando los niveles de energía en la mente humana, cuerpo y espíritu.

Para la medicina tradicional china es de vital importancia determinar cómo la mente y el cuerpo están conectados en un nivel energético, y aunque reconoce que cada paciente es único en su propia naturaleza, todavía desciende a la energía, trabajando específicamente en la composición energética de la persona, para así lograr cambios y resultados favorecedores.

El Dr. Yang afirma que el componente genético de una persona no está relacionado con la posible búsqueda de soluciones a sus problemas, “la genética no determina nada, realmente. Es lo que usted hace para que interactúe con su genética lo que importa”, dice.

Explica que si la gente se preocupara de su estrés, mediante ejercicios de meditación, por ejemplo, y tuviera un estilo de vida saludable con una nutrición equilibrada, pudiera evitar la expresión de predisposiciones genéticas negativas. La clave está en construir la resistencia interna y el sistema inmunológico del cuerpo.

En el caso del estrés, tanto la medicina china como la regular están de acuerdo cuando se trata del tipo de estragos que pueden causar el mismo en mente y cuerpo. Según el Dr. Yang, gobernar la vida emocional es indispensable, ya que el estrés emocional es un ataque energético muy poderoso en el cuerpo, por lo tanto trabajar tu energía evitará que el estrés aumente.

De la misma manera, el especialista resalta la importancia del yin y yang, pues el equilibrio de ambos también permitirá mejorar tu calidad y tipo de vida.  

Así pues, comenta que el Yin se asocia con lo que la medicina china llama “frío” o “humedad”, es decir, todo lo relacionado con la sangre, fluidos y los órganos como el corazón y pulmones. Mientras que el Yang se asocia con el calor y áreas como los intestinos y el estómago.

El Dr. Yang menciona que el estilo de vida sedentario que posiblemente llevan los seres humanos actualmente conduce a la falta de equilibrio en el organismo, teniendo demasiado yin y muy poco yang. No tenemos utilizada nuestra energía yang porque no nos levantamos lo suficientemente temprano (cuando la energía yang está en su apogeo), ni salimos lo suficiente al aire libre.

Él también indica que cuando consumimos alimentos grasos, azucarados o lácteos, ellos generan lo que la medicina china llama “humedad” en el cuerpo, y la humedad atrapa a la energía yang.

En tal sentido, sin suficiente yang para equilibrar a todo lo del yin, nuestro metabolismo disminuye y nos conduce a la fatiga y al aumento de peso.

Como estos hay innumerables casos y ejemplos de situaciones, enfermedades, dolencias y padecimientos que pudieran tratarse con la medicina china, pues se ha comprobado su efectividad en el cuerpo humano, por lo tanto no dejes de usarla como alternativa.

Publicidad