Los beneficios de los alimentos orgánicos

Más allá de la moda, los alimentos orgánicos soy muy importantes no sólo por su aporte nutritivo, sino que  además son cultivados con conciencia ecológica, contribuyendo al equilibrio del medio ambiente.

El fin de estos alimentos es nutrir el organismo protegiendo la salud de los consumidores y el equilibrio ecológico del lugar donde se producen, siendo libres de sustancias tóxicas o químicos potencialmente dañinos a la salud, en otras palabras no son peligrosos para el cuerpo.

Para poder identificar y clasificar este tipo de alimentos, ha surgido un sistema de certificación de los alimentos orgánicos, pero que aún está en proceso de consolidación. Sin embargo, ya no es raro ver en los supermercados y almacenes lugares especiales para este tipo de alimentos.

 

Razones para consumir productos orgánicos:

  1. No tienen químicos, pesticidas, fertilizantes o aditivos sintéticos.
  2. Su sabor, color y aroma son de la mayor calidad: están llenos de vida.
  3. Tienen muchas más vitaminas, minerales y antioxidantes que los productos convencionales.
  4. Protegen la salud del consumidor y del agricultor.
  5. Son productos rigurosamente certificados, lo que asegura al consumidor una completa satisfacción.
  6. Ayudan a prevenir el calentamiento global.
  7. Lo orgánico apoya la biodiversidad: una responsabilidad social compartida desde el productor, al consumidor.

La única desventaja que se puede mencionar es que, desde el punto de vista económico, el valor de estos productos orgánicos es mayor, aproximadamente el 20 por ciento más que los convencionales.

Sin embargo vale la pena consumirlos, aunque sea dos o tres veces por semana, porque traen menos problemas a la salud. Hoy en día se producen todo tipo de alimentos y productos orgánicos; carnes rojas, huevos, miel, aceitunas, azúcar, yerba mate, té, café, legumbres, frutas, hortalizas, vinos, aceites, lácteos y como ya se mencionó, el ser orgánicos su sanidad y calidad es perfecta.

Los productos orgánicos son una verdadera garantía de valor nutritivo, sabor, salud y armonía.

Mantener una dieta rica de alimentos orgánicos ayuda al sistemal digestivo e inmunológico. Desaparecen los hongos que estén presentes en el cuerpo y a su vez lo purifica y ayuda a desechar las toxinas. Equilibra la química interna, restablece y nutre el ecosistema interior y ayuda a sentirse mejor física y mentalmente.

Publicidad